Save the Children organiza el 23 de octubre el Día Mundial de Acción para la Supervivencia Infantil. El objetivo es  detener la mortalidad de niños menores de 5 años y madres, por causas que se pueden prevenir, como la neumonía, la diarrea, las complicaciones derivadas durante el parto o la desnutrición.

Mejorar la nutrición y la salud, asegurar el acceso a agua potable y saneamiento, y promover hábitos saludables logran prevenir y tratar las principales causas de mortalidad infantil ofreciendo a todos los niños la oportunidad de crecer sanos y desarrollarse plenamente.

La buena nutrición no es sólo un imperativo ético, también es un compromiso con el desarrollo. El capital humano es el mejor capital.

África Subsahariana es el lugar con mayor índice de mortalidad en el mundo. Uno de cada 12 niños muere antes de los cinco años de edad. Desde 1.990 se han hecho grandes esfuerzos en reducir esta mortalidad, pero aún no es
suficiente. Los recursos sencillos que se han utilizado incluyen:

  • Atención especializada en la etapa prenatal, durante el parto y en la etapa postnatal.
  • La lactancia materna.
  • La inmunización.
  • Mosquiteras.
  • Agua y saneamiento.
  • Terapia de rehidratación oral para combatir la diarrea.
  • Antibióticos para la neumonía.
  • Suplementos nutricionales y alimentos terapéuticos.
Facebooktwitterredditpinterestlinkedintumblrmail